Google Pixel 2, características y deseos que le pedimos al móvil

Pixel 1

El Google Pixel 2 está muy cerca, tanto que casi le oímos acercarse lentamente. El primer terminal de la compañía terminó saliendo mucho mejor de lo que esperaban algunos agoreros y ahora estamos impacientes por ver qué es lo que nos depara el futuro. Con este próximo dispositivo esperamos que Google revise ciertos elementos que pedían a gritos ser mejorados y también tenemos ganas de ver cómo se exprime su potencial en otros aspectos. La cuestión es que el segundo Pixel debe convertirse en un rival de los Galaxy S de Samsung y en un auténtico líder para el mercado Android, un móvil que compita contra la popularidad del iPhone de Apple.

Google Pixel 2, es la hora de la verdad

Después de los aciertos y errores del primer Pixel, de las prisas en lanzar el móvil original y de las decepciones que se provocaron entre los usuarios de la gama Nexus, esta segunda generación va a ser distinta. Ahora ya está asentado el proceso de fabricación, Google no está empezando algo nuevo de lo que no tiene mucho conocimiento y además ha tenido más tiempo para meditar cada una de sus decisiones. Con esto en cuenta sí que esperamos que los cambios se noten y que este próximo dispositivo cumpla con todos los pronósticos.

Por ahora Google ha dejado que algunos detalles se filtren de una forma inocente y otros han ido comentándose a base de rumores y teorías. Gracias a esta información estamos mejor posicionados para saber qué es lo que nos puede esperar en el segundo Pixel y también podemos llegar mejor a la conclusión de qué es lo que queremos que tenga este próximo móvil que lidere el sector Android. De todo ello vamos a hablar en las próximas líneas y al final tenemos claro que vamos a acabar un poco más convencidos de que el Google Pixel 2 se puede convertir en uno de los mejores móviles de este año 2017.

Una distribución adecuada

Una de las cosas que más nos molestan del sector tecnológico es que haya problemas de stock. Sabemos lo bien que le ha funcionado eso a OnePlus en sus orígenes y conocemos el interés de los fabricantes en crear un sentimiento de histeria colectiva que produzca que sus productos se revaloren. Es una técnica que funciona muy bien y que suele dar un resultado más que correcto, pero la cuestión es que no termina de convencernos a la hora de ver globalmente el lanzamiento de un nuevo móvil. Lo ideal sería que todo el mundo que quisiera el Pixel 2 lo pudiera tener desde el momento de su salida oficial.

Pixel colores

Con un buen plan de marketing puedes seguir creando un poco de histeria mientras mantienes el flujo de unidades disponibles en un nivel correcto. Pero no pensemos mal, quizá Google no supo pronosticar lo que pasaría con su primer móvil antes del lanzamiento y es posible que haya sido eso lo que ha llevado a que esté disponible con tan mala presencia en las tiendas. Que pasados tantos meses desde el lanzamiento todavía haya problemas de stock comienza a no parecer algo hecho voluntariamente, sino más bien un error de última hora provocado por no esperar vender tantos móviles en primera instancia. Pero si eso ha sido así suponemos que con el segundo Pixel lo corregirán, porque lo que está claro es que de este terminal van a vender aún más unidades. La historia del Pixel solo acaba de comenzar y por ahora su futuro parece brillante. Esperemos que haya unidades para todos.

Esa cámara hay que mejorarla

Seamos justos: la cámara del primer Pixel fue muy muy buena. Eso hay que decirlo porque Google se esforzó mucho para estar a la altura en este sentido. Pero una vez han pasado los meses nos encontramos con que el sector ha ido evolucionando cada vez más, lo que significa que requiere que los fabricantes estén en constante actualización. Para Google eso simboliza solo una cosa: tiene que trabajar más en la cámara. Hay que mejorarla porque si la mantiene de una forma similar lo que hará será quedarse por detrás de sus rivales. Algunos fabricantes que se han visto en su misma situación lo que han hecho ha sido repetir la cámara en el segundo modelo a sabiendas de que con el primero han conseguido un impacto muy positivo. Eso no es algo que se pueda permitir esta empresa con el Pixel 2. Tiene que ser mejor y más eficiente e incluso sorprender con algún rasgo.

El problema es qu ellos rumores dicen que no habrá muchos cambios en la cámara del Pixel 2. Es posible que solo haga uso de algunas mejoras técnicas, como en lo vinculado al procesado de las imágenes. De esta manera conseguiremos mejores fotos, ¿pero será suficiente? Nos preocupa que Google sea demasiado suave en la revisión de su cámara y que todo el buen trabajo que hicieron acabe terminando en un remarcado segundo plano.

Batería más potente

Una de las cosas que suelen pasar cuando un fabricante trabaja sin conocer Android al milímetro y sin ajustar todos los componentes en sintonía es que la batería se resiente. Es algo a lo que estamos acostumbrados y que nos desespera. Porque no somos capaces de comprender cómo un móvil muy potente en algunos rasgos puede acabar llegando a las tiendas con una batería que no es capaz de alimentarle durante las horas adecuadas. Por suerte, Google tiene control completo sobre este desarrollo y el resultado se espera que sea sorprendente. Y esto significa una cosa: que no sea necesaria una batería enorme para que la duración de horas del móvil alcance unos niveles excelentes. Porque a base de aumentar el tamaño de la batería cualquiera puede darle más duración a un smartphone, pero hacerlo con una batería ajustada solo lo consiguen los mejores. Y esto es algo que esperamos de Google.

Pixel promo

Por otro lado, no cabe duda de que la duración de la batería es uno de los elementos que más pesan entre los usuarios en el día a día con sus móviles. Nadie quiere quedarse sin batería a la mitad de la jornada, pero tampoco queremos que sea una obligación tener el terminal con la pantalla apagada todo el día para evitar el consumo de energía. Tiene que haber un equilibrio que nos permita exprimir el potencial del dispositivo sin que esto signifique cargar con baterías de una capacidad excesiva. La buena noticia es que Google también parece pensar así y que tiene en mente un buen plan para lograr que el Pixel 2 triunfe en este sentido.

¿Resistencia al agua?

Nos despista un poco que algunos fabricantes no quieran reconocer que sus móviles tienen ciertos niveles de resistencia al agua. ¿Por qué ocultarlo? El primer Pixel llegó a las tiendas sin que nadie tuviera ni idea sobre su capacidad para resistir al agua, pero en realidad era una de sus funciones ocultas. Es cierto que no tenía la misma capacidad que un Xperia, pero algo de resistencia sí que tiene a través de la certificación IP53. Por lo tanto, ya vimos la intención de Google de introducir este tipo de característica en el terminal. Eso sí, suponemos que en esta ocasión todo se hará de forma pública y que se anunciará de una forma adecuada. En este sentido lo más probable es que la capacidad de resistencia se base en una certificación IP68 tal y como suele ser frecuente en el mercado móvil. Por lo tanto, será capaz de resistir el contacto con polvo y agua durante unos tiempos correctos y unas profundidad media, más que suficiente para sobrevivir a los despistes del día a día.

Un móvil casi perfecto

Somos tan flexibles con Google en esta ocasión que para el próximo Pixel no le pedimos que presente el móvil perfecto. Nos conformamos con un móvil casi perfecto, un dispositivo que cumpla en todos los aspectos, que ofrezca un buen diseño y que se aleje todo lo posible de la herencia de HTC que tuvo el primer modelo. No es porque no apreciemos el trabajo de HTC, sino porque queremos que el Google Pixel se convierta de una vez por todas en un móvil auténtico de la compañía, un dispositivo que sea reconocido como un referente del mercado. Para lograr esto el terminal debe buscar su identidad, mantener una línea de diseño continuista o adoptar una nueva, pero desmarcarse todo lo posible de lo que esperamos de un móvil de HTC y parecer más un móvil de Google. Es difícil de explicar, pero seguro que más de uno estáis pensando en algo parecido.

Pixel smartphone

Las posibilidades de que el Google Pixel 2 se lleve la porción de mercado que merecería tener por derecho propio son elevadas si sus responsables tienen en cuenta lo que les pide el público y los especialistas. No estamos siendo tan exigentes con Google, pero sí queremos que tengan muy en cuenta la relevancia del trabajo que están haciendo. En estos momentos en los que Samsung tiene una lucha interna por si pasarse a Tizen, no está de más que haya un nombre propio como Google que se posicione al frente de la venta de móviles con Android. Al fin y al cabo, ellos son los que mejor conocen la plataforma y los que pueden hacer un mejor trabajo con ella. Por nuestra parte podemos decir que estamos esperando impacientes ver el resultado de este próximo terminal que debería ser presentado dentro de muy poco. Este año 2017 puede ser grande para Android gracias, en parte, al lanzamiento del Google Pixel 2, confiemos en que consigan cumplir con todos los pronósticos y convertir el móvil en un auténtico líder.

Compartir en Google Plus

Acerca de Alulus

avatar de autor

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios